Como mejorar los acúfenos de forma natural

Muchas personas sufren de un trastorno del oído o una condición conocida como tinnitus o acufenos.

El tinnitus puede ser caracterizado por extraños zumbidos en el oído, que no provienen de fuentes externas. Son sonidos que se producen dentro de los oídos y  pueden variar entre zumbidos en el oído. siseos, clicks, chillidos, silbidos en fin son muchos ruidos distintos. Los sonidos también varían en su intensidad ya que pueden ser desde muy leves hasta muy fuertes, estos también puede permanecer sin cambios en un nivel constante.

El zumbido en los oídos puede ser causado por pérdida de audición, trauma, bloqueo del canal auditivo por cerumen, medicamentos, infecciones de oído o algunos trastornos médicos, como la enfermedad de Meniere. De acuerdo con la American Tinnitus Association, uno de cada cinco estadounidenses experimentan zumbidos, ronquidos o ruidos silbantes que parecen originarse en el interior de sus oídos, una condición llamada tinnitus.

Las investigaciones muestran que algunos suplementos y vitaminas para el tinnitus pueden ser útiles en el alivio de los síntomas, las más frecuentemente recomendadas son: Melatonina, el zinc, vitamina B12 y Ginkgo Biloba.

Vitamina B12

La vitamina B12 es una vitamina soluble en agua que juega un papel importante en la función neurológica y la formación de glóbulos rojos. El sistema nervioso, el corazón y el cerebro no desarrollan bien sus funciones, si la cobalamina no se encuentra en los niveles adecuados.. Los resultados de un estudio de personal del Ejército con tinnitus crónico, identificó una relación entre la deficiencia de vitamina B12 y disfunción auditiva. Los autores también encontraron que la suplementación con vitamina B12  mejoró los síntomas en pacientes con tinnitus.

Se realizó un estudio comparando los niveles de vitamina C, B12 y melatonina en sangre en 139 adultos, con una media de edad de 67 años, divididos en dos grupos: sanos y aquellos que sufrían de acufenos (zumbidos en los oídos).

Los resultados mostraron que tanto los niveles de vitamina B12 como melatonina fueron significativamente más bajos en las personas que sufrían acufenos que los sanos. Sin embargo los niveles de vitamina C fueron similares, no habiendo diferencia.

En conclusión, los bajos niveles de melatonina en plasma y de vitamina B12 correlacionan con el desarrollo de acufenos idiopáticos en adultos mayores.

Los alimentos ricos en B12 son las vísceras como el hígado, riñones, y en general las carnes, huevos y lácteos. De los pescados podemos nombrar el atún, las sardinas, bacalao, como así también las almejas, mejillones, pulpo. Esta vitamina se encuentra presente de forma natural solo en el reino animal pero es escasa o nula en vegetales y frutas.

Mineral Zinc

El zinc, un mineral esencial para el cuerpo, es más abundante en la cóclea, la parte auditiva del oído interno. el zinc ayuda al cuerpo a formar enzimas, proteínas y crea nuevas células. Necesitas que tu dieta contenga zinc para aumentar la eficacia de tu sistema inmunológico, para mantener el sentido del gusto, el olfato y para promover la cicatrización de las heridas.

El mineral se encuentra en los alimentos como: las ostras, la carne roja, pescado, aves, conejo, granos enteros, chocolate, semillas de sandia, calabaza, sésamo, germen de trigo, espinacas, germen de trigo. La actividad antioxidante del zinc puede ayudar a proteger las células del daño causado por los radicales libres, compuestos que pueden dañar las células y proteínas mediante la alteración de su estructura química.

Melatonina

La melatonina es una hormona que regula el sueño y además fortalece el sistema inmunológico, y es segregada por la glándula pineal, que está situada en la parte central del cerebro. Con la edad, la cantidad de melatonina va disminuyendo a medida que pasan los años. Existen ciertos alimentos que ayudan a la creación de melatonina por el cuerpo: Tomates, nueces, plátanos, cerezas, avena, maíz, arroz, piña, naranja, manzana, fresa, kiwi, cebada.

Entre los alimentos de origen animal, se destacan las carnes, sobretodo de pavo y pollo, la leche y sus derivados como los lácteos, yogur, queso, etc. Los que logran optimizar nuestros niveles de melatonina están dentro del reino vegetal y se clasifican en los grupos siguientes: semillas, cereales, frutas, frutos secos, algas y vegetales. Las semillas de cardamomo así como las de calabaza y las de sandía, también la contienen. Consumir nueces y almendras puede aumentar considerablemente los niveles de esta hormona.

Especialidad: 
Noticia Destacada: 
NO

 

TAMBIEN LE PUEDE INTERESAR

¿Bebidas vegetales si o no?

Pokémon GO es un juego de realidad aumentada en el que los jugadores buscan lugares del mundo real para personajes de dibujos animados que aparecen en la pantalla de

La escuela Sintagma, dentro de su programa de formación continua, se complace en ofrecerles los do

  Está ampliamente aceptado que la reducción del colesterol es saludable en sí.  Pero bajar el colesterol no debe ser un fin en sí mismo